Pedro Matías

OAXACA, Oax. (pagina3.mx).- Pese a que el gobernador Gabino Cué presume que Oaxaca se convirtió en la “catedral”  de la producción de energía eólica en el país y a escala continental porque ha generado una derrama de 58 mil 713 millones de pesos, la realidad es que los 24 parques eólicos no pagan ni un solo peso de impuestos en la entidad.

Así lo reconoció el secretario de Finanzas, Enrique Arnaud Viñas, quien agregó que “no hay un impuesto ni un derecho que el estado cobre, aunque los municipios han hecho algunos intentos”.

Al preguntarle cuál es la derrama económica que deja la operación de 24 parques eólicos instalados en Oaxaca, los cuales generan dos mil 200 mega watts; equivalente a un flujo eléctrico suficiente para brindar servicio a más de un millón de hogares, aceptó que no se queda ni un solo peso en la entidad.

Sin embargo, el gobernador celebró en su Quinto Informe de Gobierno que el ejemplo más relevante del desarrollo económico estatal en el último quinquenio, lo constituye el establecimiento y la operación de 24 parques eólicos en el Istmo de Tehuantepec, originando una derrama de 58 mil 713 millones de pesos, lo que ha situado a Oaxaca como el primer productor de energía renovable a escala nacional.

El secretario de Finanzas explicó que la instalación de parques eólicos “es un proceso de inversión que genera riqueza y se cuenta como Producto Interno Bruto, que nos favorece a la hora de las cuentas, generan impuestos (aunque) no necesariamente las matrices están aquí, estamos platicando con ellas para que el impuesto que ellos pagan se acumulen al estado de Oaxaca”.

A manera de justificación dijo “los municipios han hecho algunos intentos (de cobrar impuestos a las empresas eólicas) que cobran por derecho de piso perdón por derecho de paso”.

Cabe recordar que el pasado cuatro de agosto, la Secretaría de Energía (Sener) y el gobierno de Gabino Cué autorizaron la construcción de un parque eólico a la empresa Eólica del Sur que dejará una “derrama económica” de cuatro mil 300 millones de dólares, aunque solo beneficiará a unos 500 propietarios y apenas generará 350 empleos.

El parque eólico, explicó el gobierno del estado, se construirá en una dimensión aproximada de cinco mil 300 hectáreas de los municipios zapotecos de Juchitán de Zaragoza y El Espinal donde se instalarán 132 aerogeneradores.

Aunque el gobierno del estado estimó esta acción como “un hecho sin precedentes en Oaxaca” porque se realizó mediante consultas, organizaciones no gubernamentales y la

Asamblea Popular del Pueblo Juchiteco (APPJ) calificaron de “amañadas” las reuniones.

En abril pasado, la APPJ junto con la organización Prodesc interpusieron un amparo en el séptimo distrito federal en Salina Cruz, por la fase informativa, la tercera de cinco, que conforma la consulta indígena que se realiza en Juchitán desde noviembre de 2014 con la finalidad de aprobar o no un parque eólico en Juchitán.

Después de 18 meses de “consulta”, el gobierno federal y estatal confirmaron que en

octubre próximo iniciará la construcción del parque eólico que la empresa Mareña Renovables pretendía instalar en la zona huave.

A través de un comunicado, el gobierno del estado detalló que la empresa que llevará a cabo el proyecto es Eólica del Sur, la cual instalará 216 metros en el municipio de El Espinal y 180 metros se colocarán en Juchitán de Zaragoza, beneficiando a más de 500 propietarios. Asimismo, se van a generar 350 empleos a lo largo de 15 a 20 meses.

Las etapas para la realización de este proyecto estratégico fueron: Acuerdos Previos, en esta se midieron los impactos del proyecto, sus dimensiones y acuerdos con los interesados; Etapa Consultiva, censo con los interesados y la ciudadanía de los municipios involucrados; la Etapa Deliberativa, en la que se acordó a favor del proyecto.

Y finalmente la de Construcción, esta última está programada para los meses de octubre o noviembre de este año.

Explicó que las tierras no se adquieren o se compran, hay un arrendamiento por 30 años con los dueños, el cual comprende cinco mil 300 hectáreas, que se define en recursos seguros en el tiempo que dure el contrato de renta.

También se van a ver favorecidos los municipios con la renovación de todas las luminarias, esto significa, que ahora ellos tendrán luminarias ahorradoras de energía y desde luego se van a ver reflejados en los costos del consumo de la misma, puntualizó.

Finalmente, destacaron que Oaxaca se convierte en un estado a la vanguardia en energía renovable y aporta su granito de arena al país en este tema, ya que se están sentando los precedentes del gran potencial para generar energía solar y energía hidroeléctrica.

 

Comentarios