brightness_5
Clima en Oaxaca
22‎°C
Periodistas claman justicia en las siete regiones de Oaxaca por asesinatos y agresiones a la prensa
Por Pedro Matías
29 de marzo, 2017
Comparte

Pedro Matías

OAXACA, Oax. (pagina3.mx).- “¡Justicia ya, no más impunidad!” y “Miroslava vive, el periodismo sigue”, corearon periodistas en las siete regiones de Oaxaca durante la movilización escalonada de protestas que convocó la red nacional de Periodistas de a Pie que cuestiona al gobierno de Enrique Peña Nieto porque los casos de periodistas asesinados y los desaparecidos que siguen sin respuesta.

En los 4 años de gobierno de Peña Nieto contabilizan “un ataque a los trabajadores de los medios de comunicación cada 22 horas, situación que describe en dígitos el clima de represión y violencia bajo la que ejercemos los periodistas, eso sin escudriñar las condiciones laborales que van de malas a deplorables”.

El asesinato de Miroslava Breach Valducea, es una puñalada estratégica que dieron por el ejemplar periodismo que ejercía, por su perfil, porque reporteaba violaciones a los derechos humanos, porque reveló alianzas maliciosas que engendran sistema político corrompido por la delincuencia organizada, porque hacía eco de la voz de los no escuchados, porque siendo francos el chayo no era lo suyo, puntualizaron en el acto de protesta.

Paulina Ríos, directora del Portal de Noticias www.pagina3.mx leyó el posicionamiento de Periodistas de a Pie donde se precisa que “no hay unos crímenes contra periodistas que nos duelen más que otros, simplemente entendemos el mensaje: incomodar con lo que publicamos apegados a principios éticos, tiene consecuencias mortales”.

 

Este asesinato generó tal irritación que en Oaxaca se realizaron casi de manera simultánea actos de protesta en la capital del estado, precisamente en el monumento a Benito Juárez, ubicado en el Cerro del Fortín, donde se concentraron casi un centenar de comunicadores y representantes de la sociedad civil, principalmente defensores de derechos humanos como Codigo-Dh, Consorcio para el Diálogo Parlamentario y Comuna-Oaxaca.

Esa acción se replicó en el Istmo de Tehuantepec, ya que decenas de comunicadores se concentraron en el parque central de Juchitán de Zaragoza, mientras que en la región de la Cuenca del Papaloapan, comunidades realizaron un mitin en el parque Juárez de Tuxtepec, la región mazateca hizo lo propio en la explanada municipal de Huautla de Jiménez.

De igual forma, los periodistas de la Costa también protestaron en el parque central de Huatulco y la región mixteca realizó su protesta en la plaza de la Libertad de Expresión de Huajuapan de León, así como en Putla de Guerrero.

A los pies del monumento a Benito Juárez se colocaron leyendas como:

“No se mata la verdad matando periodistas y se replicaron los hashtag #JusticiaParaMiroslava #NiUnPeriodistaMás,  #NoSeMataLaVerdadMatandoPeriodistas, #AlMatarUnPeriodistaSeAcuchillaLaDemocracia

En Huajuapan de León se montó un altar con las fotografías de Miroslava y los periodistas asesinados y se formó una cruz con veladoras y cartulinas con las leyendas “No más balas, Prensa, no disparen, Justicia para periodistas asesinados y desaparecidos”.

Los periodistas de la Cuenca del Papaloapan realizaron una lona monumental donde resaltan la movilización escalonada que inició en la ciudad de México, continuó en Jalisco, Morelos y hoy le tocó al estado de Oaxaca.

Además, los casi cincuenta comunicadores y comunicadoras portaron cartulinas negras con la fotografía de la periodista de la Jornada y abanderaron el hostigamiento que viven actualmente con la autoridad municipal de Tuxtepec donde exigen #NoALaCensura y #NoAlEspionaje

En Juchitán, las y los periodistas independientes del Istmo se pronunciaron en zapoteco por no mas muertes, libertad de expresión y no más violencia y en Huautla de Jiménez hicieron lo propio, algunos en mazateco.

Periodistas de Huautla de Jiménez.

En la capital del estado, se hizo hincapié que los “103 periodistas asesinados en los recientes tres sexenios, 3 nada más en marzo de 2017. Ningún indicio de los desaparecidos. Y lanzaron la pregunta a la ciudadanía: ¿Hay necesidad de repetir la cifra o explicarla de otra manera para que en la sociedad se entienda la barbarie en la que México se encuentra?

Se aclaró que “no somos personajes de una clase especial, no exigimos un trato privilegiado, sólo las garantías constitucionales para poder seguir haciendo periodismo y ejercer la libertad de expresión, sin que nuestra integridad física, psicológica y emocional se vea abatida por violencia revanchista, porque incomoda lo que narramos, porque al poder (fáctico y constitucional) no le conviene que se sepa la verdad”.

Periodistas de Huatulco también protestaron.

También denunciaron que “la Secretaría de Gobernación podrá mantener el monstruo o elefante blanco llamado Mecanismo de Protección, pero quien nos debe cuentas claras y efectividad en su mandato, es principalmente la Fiscalía Especializada de Delitos cometidos contra la Libertad de Expresión de la PGR”.

Y es que en 6 años hay un acumulado de 900 averiguaciones previas abiertas por delitos contra periodistas, solo 2 han culminado en condenas; el 99.5% de los casos no han recibido justicia… eso que en este país se ha vuelto una metáfora de vacío.

De igual forma, Gisela Ramírez emitió un mensaje a nombre de la Asociación Mexican de Derecho a la Información (Amedi) y la representante de Código-Dh y consejera ciudadana de la Defensoría del Pueblo de Oaxaca, Sara Méndez, resaltó que tan solo en nuestro estado, la Defensoría de los Derechos Humanos del Pueblo de Oaxaca, registró 208 agresiones a periodistas y medios de comunicación.

“Hoy nos manifestamos también las organizaciones civiles, para que dejemos de hablar de cifras y estadísticas, para exigir justicia”.

 

El último asesinato registrado fue de Miroslava Breach, quien desde hace 20 años trabajaba en su natal Chihuahua en distintos medios de comunicación, principalmente como corresponsal de La Jornada, el cual desató la indignación ante una realidad que periodistas y comunicadores  tienen que enfrentar a causa de un sistema y un mecanismo de protección que tienen a su alcance pero que resulta inútil y deficiente.

Hace un año Miroslava escribió sobre la relación del narco con las candidaturas a alcaldes en Chihuahua y a pesar de las denuncias interpuestas sobre amenazas que recibió luego de su publicación y ante la omisión de las autoridades, Miroslava hoy está muerta.

CODIGODH pertenece a la Red Nacional de Organismos Civiles de Derechos Humanos Red TDT, la indignación también se hizo presente en cada uno de los organismos, más en aquellos que colaboraron directamente con Miroslava pues además de escribir sobre el narcotráfico, escribió sobre derechos humanos, feminicidios, despojo de tierras, daños ambientales, desplazamiento forzado, desarrollo social y violencia.

La organización Alianza Sierra Madre del estado de Chihuahua nos hizo saber que a  Miroslava le debemos que en el sexenio de Cesar Duarte, donde los medios de comunicación no daban una sola nota, ella junto con Patricia Mayorga corresponsal de Proceso, fueron capaces con su valentía y arrojo, de documentar lo que en aquella gran región de chihuahua se vivía.

Finalmente destacó que “son los periodistas quienes transmiten y acompañan la labor de la defensa de los derechos humanos, la defensa de la libertad de expresión, son la voz de los pueblos que al igual que Oaxaca, Chihuahua y el resto del país, luchan por sus territorios y antes los despojos y luchan contra un sistema que no solo asesina a periodistas, también desaparece, encarcela y reprime a las comunidades indígenas.

 

Comparte