Obama declara “catástrofe grave” el avance de la lava en Hawai

La Casa Blanca anunció en un comunicado el envío de ayuda federal.

El presidente de Estados Unidos, Barack Obama, declaró este lunes “catástrofe grave” el avance de la lava del volcán Kilauea hacia el pueblo de Pahoa, de apenas mil habitantes y situado en la “Isla Grande” del estado de Hawai.

La Casa Blanca anunció en un comunicado el envío de ayuda federal a Hawai, donde declaró el estado de emergencia el 5 de septiembre y mantiene en alerta de evacuación a 50 hogares.

La lava, que comenzó a salir en junio, aceleró su avance el penúltimo fin de semana de octubre, con 18 metros cada hora, pero en los últimos días avanza más lentamente, informaron las autoridades locales.

Las autoridades habían alertado de que la lava podía llegar a las primeras casas de Pahoa esta semana, pero el movimiento del flujo se ha ido ralentizando en los últimos días por lo que de momento no se puede predecir cuándo alcanzará los hogares.

Más de 80 integrantes de la Guardia Nacional de Estados Unidos vigilan desde el pasado jueves el pequeño pueblo, donde la lava amenaza con destruir casas y cortar varias carreteras.