Reactivan bloqueo en Puente Madera, zapotecos rechazan obra de subestación

Diana MANZO / Corresponsal

SAN BLAS ATEMPA, Oax., (página3.mx).- Indígenas zapotecas de las agencias municipales de San Blas Atempa reactivaron el bloqueo carretero sobre la vía federal 190 a la altura de Puente Madera para exigir se detengan los trabajos de construcción de la obra de subestación eléctrica que realiza la empresa Tradeco y que beneficiará al parque eólico de la Secretaría de la Defensa Nacional (Sedena).

Los campesinos y mujeres retiraron los palos, piedras y su campamento que habían mantenido durante dos días la tarde del martes después de una reunión con integrantes de la Secretaría de Gobierno de Oaxaca (Segego) que acordaron detener los trabajos de obra y con ello iniciar una mesa de dialogo este jueves en la capital oaxaqueña.

“No nos cumplieron por tercera vez el gobierno de Oaxaca nos mintió, ayer por la tarde acordamos que los trabajos de construcción se iban a detener este miércoles, pero cual va siendo nuestra sorpresa que continúan, así no se puede dialogar, nosotros pusimos nuestra parte, pero la Segego no cumplió”, indicaron.

El agente municipal de Puente Madera, David Hernández Salazar, recalcó que la única petición de las agencias municipales es que se detengan los trabajos y se consulte al pueblo mediante el convenio 169 de la OIT, porque aseguró en ningún momento el presidente Comisariado de Bienes Comunales de San Blas Atempa, Inocencio Patiño Esteva, les informó al respecto.

Los opositores a la obra de la subestación señalan que en este espacio es una reserva natural que por tradición acuden campesinos a realizar la caza de animales silvestre y cortan leña que sus esposas ocupan para realizar sus alimentos, todo de modo sustentable, pero que ahora se ve amenazado por la entrada y salida de grandes camiones de carga.

“Se está destruyendo un sitio sagrado del pueblo zapoteca, no es cualquier cosa, hacemos un llamado a las autoridades y también a la sociedad en general a que conozca el ecocidio que se está haciendo, pedimos respeto a nuestra voluntad, que nos escuchen, que nos entiendan, estamos luchando por nuestra casa, por nuestra vida y por la tierra”, expresaron.

El parque eólico de la Sedena llamado “Granja Sedena” lleva más de dos años de construcción, el responsable de la obra está a cargo de la  empresa “Tadeco”, y tendrá una capacidad de producción nominal total de 15 megawatts de energía eléctrica para alimentar al sector de la dependencia federal en modalidad de autoabastecimiento.

Los aerogeneradores que se han montado son de la empresa danesa “Vesta” y se pretende que el abastecimiento de energía provenga de una subestación la cual según los opositores se construye en tierras sagradas de este municipio conocido como Cerro Igú, por lo que existe el rechazo mayoritario.