Jaime GUERRERO
OAXACA, (pagina3.mx).- Para ir de lleno en por la nominación de candidato al Senado de la República en Primera Fórmula por la Coalición PAN-PRD-MC, el diputado local, Samuel Gurrión Matías, renunció a su militancia en el Partido Revolucionario Institucional (PRI), tras 5 años de pertenencia a ese instituto político.
En un documento dirigido a la opinión pública y los órganos de su partido, el ex diputado federal, refirió que hace 5 años tomó la decisión de participar en política, desde ese momento hasta el día de hoy, ha dedicado su tiempo y esfuerzo por contribuir al bienestar y desarrollo de las comunidades y pueblos de Oaxaca.
El legislador local plurinominal, refirió que fue electo diputado federal en el 2012 por el Partido Revolucionario Institucional, desde inició un proyecto cuyo único objetivo ha sido servirle a la gente.
De acuerdo a Gurrión Matías, recorrió el Estado y palpó sus necesidades, se unió con lealtad y trabajo al proyecto político que hoy gobierna Oaxaca: Alejandro Murat Hinojosa.
En este último año, agregó, me he desempeñado con esmero y dedicación a la representación popular que me brindaron los oaxaqueños en este honorable congreso del estado.
“Aprovecho la ocasión para reiterarles a mis compañeras y a mis compañeros diputados locales del PRI mi profundo agradecimiento por su solidaridad y entrega a los trabajos legislativos y de gestión que hemos realizados juntos en esta legislatura”, apuntó.
Al igual que en varias zonas del país, destacó, la realidad política y social de Oaxaca ha mutado drásticamente en los últimos años.
Justificó entonces que la persistencia de las múltiples carencias que agobian a Oaxaca, orillan a reflexionar si la continuidad es la solución para encausar una agenda que reduzca la dramática desigualdad social.
En consecuencia, recalcó, ha llegado a la conclusión “de que, más que un impulso a la permanencia del modelo institucional imperante, Oaxaca requiere una oposición progresista e inteligente, que reforme las instituciones en materia de combate a la pobreza, seguridad, diálogo con los múltiples sectores sociales que coexisten en la entidad, así como el impulso de un desarrollo económico incluyente.
Confirmó entonces que

“A PARTIR DE ESTA FECHA 30 DE ENERO PRESENTO MI RENUNICIA IRREVOCABLE AL PARTIDO REVOLUCIONARIO INSTITUCIONAL”.

Advirtió que esa decisión podría traer a su persona, familia y colaboradores, represalias políticas y ataques infundados, “sin embargo quiero dejar claro que soy un hombre de retos y desafíos, por eso desde la trinchera donde me encuentre seguiré trabajando por las mejores causas de OAXACA Y SUS COMUNIDADES . Por que Oaxaca es la suma de todos”, sentenció en su documento.