Jaime GUERRERO

OAXACA, (pagina3.mx).- El Juez Segundo de Distrito, Fidel Gallegos Figueroa, concedió un amparo y ordenó la libertad bajo caución de Carlos Moreno Alcántara, titular de la Secretaría de Vialidad y Transporte (Sevitra), en el sexenio de Gabino Cué Monteagudo.

Moreno Alcántara estuvo preso en el Centro de Reclusión de Santa María Ixcotel, por el presunto delito de tráfico de concesiones, mediante el cual habría causado un daño por 5.8 millones de pesos a la hacienda del Estado.

EL Fiscal Anticorrupción, Jorge Emilio Iruegas Álvarez, confirmó que junto con Moreno Alcántara salió libre bajo caución José Antonio Carrasco Velásquez, ex Director Jurídico de la Sevitra. No obstante, anunció que pedirán la revisión del amparo, para que vuelva a prisión el ex titular de Sevitra.

El Juez Federal sobreseyó el juicio de amparo 1365/2017, promovido por Moreno Alcántara y Carrasco Velásquez, contra la orden de traslado del Juzgado de Control del Circuito Judicial de Valles Centrales de Tanivet a Ixcotel.

Sin embargo, en el amparo 1387/2017 el Juez establece que la Justicia de la Unión ampara y protege a Moreno Alcántara y Carrasco Velásquez contra el auto de vinculación a proceso reclamado, dictado en la causa penal 760/2017.

Lo mismo, los ampara contra la prisión preventiva. Ambos ex funcionarios de Cué Monteagudo salieron libres cerca de las 21:00 horas de este martes.

Alcántara y Carrasco Velásquez fueron detenidos el 21 de noviembre de 2017 por el presunto delito de tráfico de 500 concesiones en el 2016.

Además, por causar un daño al Estado por más de 5.8 millones de pesos e intereses por entrega de los títulos sin el pago de los derechos.

Desde esa fecha hasta la noche de este martes se encontraban en el Centro de Reclusión de Santa María Ixcotel.

Y es que los ex funcionarios firmaron y OTORGARON SIN CUMPLIR CON LOS REQUISITOS LEGALES entre los meses de enero a noviembre del 2016, 502 títulos de concesión para la explotación del servicio público de transporte en el Estado de Oaxaca, sin contar con el pago de derechos correspondiente.

Ello representó un daño patrimonial a la hacienda Pública del Estado por la cantidad de 5 millones 836 mil 284.16 pesos, más el interés legal generado, actualizaciones, recargos y demás accesorios aplicables a partir de la fecha en que se debió haber efectuado el pago de los derechos correspondientes.

Los títulos de concesión fueron firmados con facultades de coordinación de la expedición de las autorizaciones relativas y facultades de validación de la emisión de las concesiones.

Independientemente del daño económico causado al Erario del Estado de Oaxaca, lesiona también los derechos de los concesionarios formalmente regulados, por no cumplirse los requisitos establecidos en las leyes de la materia para el otorgamiento de las concesiones.

No obstante, tras la resolución del Juez Federal Gallegos Figueroa, salieron libres del Centro de Reclusión y Readaptación Social de Ixcotel.

Además, el juez federal les ordenó a Alcántara y Carrasco Velásquez acudir ante el juez de control a firmar los días 30 de cada mes, hasta en tanto no se resuelva en definitiva su sentencia y el recurso de revisión que ya alista la Fiscalía Anticorrupción.

Por lo pronto, Iruegas Álvarez confirmó que el Juez Federal dejó firme que es un delito el tráfico de concesiones en el que habría incurrido Alcántara y Carrasco Velásquez, por tanto procede la investigación y una sanción penal.

En contraparte, Iruegas Álvarez consideró que el Juez Federal se excedió en su resolución al amparo, y a su juicio no analizó los elementos expuestos y al echar mano de la figura “suplencia de la queja”, justifica que no se siguió la secuencia de la audiencia inicial.

El Fiscal Anticorrupción explicó que se formuló la imputación, se le dio la oportunidad de declarar a Alcántara y a Carrasco Velásquez, se desahogan medios de prueba, posteriormente el MP argumenta y la defensa la debate.

No obstante, en diciembre del 2017, se da paso a una jurisprudencia federal y cambia el orden de la secuencia del caso y los argumentos se exponen en otro orden. “Por tanto, en atención a esa jurisprudencia que fue posterior a la vinculación, se les tiene que otorgar al amparo”.

Por ello, anunció que el error que va a combatir la Fiscalía Anticorrupción “es que el Juez no dice para qué efectos se concedió el amparo. El efecto debe ser para que se reponga la audiencia”, explicó.

Iruegas Álvarez confirmó que también combatirán el cuarto resolutivo del amparo, porque el juez federal dice que no es proporcional la prisión preventiva porque Alcántara y Carrasco Velásquez, tienen arraigo.

“El Juez de Distrito debió de haber ordenado al juez de Oaxaca que se celebrara una nueva audiencia, que se volviera a verificar su arraigo, el juez se extralimita, incluso invade facultades del juez local porque le suple y de mutuo propio ordena fianza”, justificó.

La resolución a favor de Alcántara y Carrasco Velásquez fue notificada cerca de las 14:00 horas y cerca de las 21:00  horas ordenó la excarcelación y las medidas cautelares.