Denuncian abusos de maestros del Cedart Oaxaca

Fachada de la escuela artística.

SemMéxico

Oaxaca. 18 de diciembre de 2018.- Dos denuncias por violencia física y emocional, así como por acoso fueron difundidas en Facebook por alumnas del Centro de Educación Artística (Cedart) Miguel Cabrera y desataron una serie de denuncias de alumnas y madres de familia, quienes acusan a la institución de no hacer nada en contra de los maestros señalados.

Vía la cuenta de Facebook “Hartas del Acoso, estudiantes organizadas de la UABJO”, una de las estudiantes que pide guardar el anonimato para protegerse a ella y a su familia, señala que durante años esperó el momento para expresar que fue abusada física y emocionalmente por Fortunato Chávez maestro de teatro.

Señala que los directivos y coordinador la mandaron psicólogo, haciéndola creer que era su culpa. Incluso la psicóloga de la institución señaló que era ella la del “problema” y señala, además, que la coordinadora llegó a decirle que “parecíamos putas”.

La denunciante apunta que el abuso del que fue objeto marcó su vida creyendo que realmente tenía la culpa de lo sucedido y asegura que en la institución nadie la ayudó, “nunca le quitaron el cargo al maestro”.

Una más denuncia a Ricardo Ramírez, maestro de la misma preparatoria, por acosador.

“…una vez me dijo que me iba a hacer un masaje por los cólicos y yo me quede bueno enfrente del grupo está bien pero su manera de tocarme fue repulsiva, después me dijo que fuéramos novios a lo que le contesté que ya tenía novio. Después yo me alejaba no sabía bien que pasaba, con el tiempo me empezó a reprobar la materia”.

Ayer mismo, el Cedart Miguel Cabrera publicó también en su Facebook una escueta “aclaración” señalando que “por lo delicado de la situación, expresamos nuestra disposición a dar seguimiento a este asunto por las vías pertinentes”.

En respuesta, una alumna señaló que hace tiempo elaboró un documento con otra compañera, “juntamos firmas de más de la mitad del alumnado referente a esta situación, la dirección no atendió el asunto más allá de hacer que dicho profesor dejara de dar clases a mi grupo, aún tengo el documento y bitácoras de dichas reuniones, me gustaría poder llevarlo como evidencia para que lo agreguen al procedimiento”.

Una madre de familia agregó que la institución educativa no hizo nada “se limitaron a decir que no podían despedirlo en consideración a su edad y antigüedad en la escuela…siento más bien que tuvieron miedo de enfrentarse a un problema laboral siendo que ahora podrían enfrentarse a una situación legal”.

Otras mujeres utilizaron el #YoSiTeCreo para solidarizarse con las víctimas de los maestros del Cedart.

SEM/sj