Diana Manzo/Corresponsal

#pagina3

Comitancillo, Oax.- Por primera vez en las elecciones para elegir al representante de los bienes ejidales de San Pedro Comitancillo donde resultó ganador Jorge Aragón quien encabezó la planilla “El color de la tierra”, las mujeres tuvieron participación, lo cual  fue  calificado como un acto histórico  de parte de los ejidatarios y defensores comunitarios de esta localidad zapoteca.

En las dos planillas que se inscribieron para la elección ejidal, “La Roja” y “El color de la tierra” seis mujeres aparecieron registradas para ocupar cargos importante y relevantes, una de ellas de nombre Isabelia Aragón Jerónimo, quién resultó ganadora como comisariada ejidal suplente en estas elecciones.

Tres de las seis  mujeres  integran la planilla “El color de la tierra” y otras tres la planilla “Roja” y son mujeres que tienen más de 50 años con amplio respeto entre la sociedad de Comitancillo.

“Es una muestra de que el machismo está erradicándose, de que a las mujeres se les está permitiendo participar, aunque en esta ocasión no encabezan las planillas, forman parte  de ellas, su voz se escuchará, es un logro y eso es valioso, son 6 mujeres mayores de 50 años que son respetables”, explicó Mariana Solórzano, integrante del  comité de defensa del territorio en Comitancillo.

También precisó que esta elección es “especial” porque después de 24 años se realiza una elección libre y sin intervención de partidos políticos, sino que el triunfo lo decidirán los 500 ejidatarios que integran el patrón ejidal.

“Estamos contentas de que a las mujeres se les permita su participación, pero estamos aun más porque después de 24 años por fin los partidos políticos no intervienen, no imponen y fue una elección libre y encaminada a seguir defendiendo las tierras y el territorio”, resaltó.

Mariana Solórzano explicó que Jorge Aragón, el nuevo comisariado de bienes ejidales es un hombre que impulsará la participación de la gente y como integrante del comité de defensa del territorio de Comitancillo buscará siempre el bienestar social y respeto a los derechos humanos.

En esta comunidad zapoteca, se pretende instalar una fábrica de aspas de vidrio de  aerogeneradores que no fue consultada y tampoco ha recibido el consentimiento de la comunidad y de los ejidatarios, pues de hacerlo se afectaría una reserva comunitaria llamada “Cerro de la Garza”.