Cierre de Centro de Salud de Lachigoló impediría vacunar a más de mil 500 personas; @Donato_Casas ha sido omiso en conflicto

Paulina RÍOS / Karen ROJAS

OAXACA, (pagina3.mx).- El conflicto laboral que enfrenta el Centro de Salud de San Francisco Lachigoló, en el distrito de Tlacolula, pone en riesgo la Semana Nacional de Salud en esta localidad, dejando sin vacunar a unas mil 500 personas.

Así lo dio a conocer en entrevista con pagina3.mx la encargada del Centro de Salud, Rosalinda Hernández Benítez, quien lamentó que el titular de los Servicios de Salud de Oaxaca, (SSO), Donato Casas, no haya prestado atención a la situación que se enfrenta, lo que motivó al cierre ante el caso omiso de las altas autoridades.

La médica explicó que todo el personal del Centro de Salud está cansado de las arbitrariedades y abuso de confianza de la doctora Miriam Bartolo Ruiz, quien además también se ha propasado con la población usuaria, por lo que solicitaron su cambio de adscripción.

Y luego de que recibieran un oficio de la Defensoría de los Derechos Humanos del Pueblo de Oaxaca (DDHPO), para que se dieran medidas cautelares a personas que se quejaron en contra de la doctora Miriam, la Jurisdicción Sanitaria 6 ordenó que la médica se retirase del Centro de Salud.

Ante la petición oficial, la doctora Miriam Bartolo Ruiz no solo se negó, si no que desconoció las órdenes y buscó el apoyo a través de las redes sociales, en las que subió un video asegurando que sufría acoso laboral.

Ante ello, el personal del Centro de Salud decidió cerrarlo hasta en tanto el caso sea atendido por las autoridades y la médica Miriam sea removida, pues solo se ha dedicado a confrontar al personal médico con la población de Lachigoló, al grado de que sienten inseguridad personal.

las y los trabajadores del centro de salud refieren que han girado diversos oficios al Secretario de Salud, al Director de Administración, a la Directora de Asuntos Jurídicos de los Servicios de Salud de Oaxaca, sobre los abusos cometidos por la doctora Miriam Bartolo Ruiz, a quien tachan de prepotente, grosera y abusiva, sin que hasta el momento exista un seguimiento de las quejas o una propuesta de solución por parte de los directivos.

Explicaron que dichas quejas también fueron remitidas a la Defensoría de los Derechos Humanos del Pueblo de Oaxaca, en donde usuarios de la población e integrantes del comité de salud describieron las arbitrariedades y abusos cometidos por esta doctora.

Explicaron los ataques y la ola de desprestigio emprendida por Bartolo Ruiz en las redes sociales, donde difundió videos, documentos y testimonio falso contra el personal de la unidad médica, poniendo en tela de juicio la ética y honorabilidad de los trabajadores en el ejercicio de sus funciones, razones por las que decidieron tomar esta medida.