Monopolio del Sector Salud en certificados de nacimiento, una amenaza para con acabar con parteras tradicionales

*Hicieron un pronunciamiento público para que se aplique el articulo 7 de la Ley General de Cultura y Derechos Culturales y se retome en las autoridades mexicanas las recomendaciones del Foro Permanente de la ONU sobre cuestiones indígenas para que también las mujeres puedan decir sobre la forma en cómo quieren traer a sus hijos al mundo.

Texto: Antonio MUNDACA | Video: Karen ROJAS

OAXACA, OAX.- La labor de las parteras tradicionales de las regiones de Oaxaca  es una labor que se relaciona con el derecho fundamental de las mujeres a elegir la forma de recibir a sus nuevos integrantes.

Es por eso que buscan fortalecer la autonomía de su trabajo milenario y recuperar la autonomía sobre su cuerpo y la salud, indicó un grupo de mujeres en el pronunciamiento público realizado dentro del Foro “Partería, Cultura, Ancestralidad y Derechos”.

Sostuvieron que la reunión efectuada de 1 al 3 de abril es parte del seguimiento de los foros nacionales e internacionales y tuvo como objetivo intercambiar experiencias y aprendizaje con parteras tradicionales provenientes de la Mixteca, la Sierra Norte, la Sierra Mixe, la Costa, el Istmo y los Valles Centrales.

Indicaron que en los últimos años los sistemas de salud han hecho mella en su trabajo, ya que han hecho creer que el parto es una enfermedad y un evento peligroso y la inclusión de certificación profesional le ha quitado validez a la transmisión de saberes de forma oral en círculos de partera madrina a aprendiz.

Rechazaron que no dar reconocimiento a la partería sea una manera de reducir la muerte materna ya que la mayoría de estos hechos ocurren en hospitales y han desvalorizado a las parteras dejándolas solo como informantes de los sistemas de salud, precisaron las 45 parteras reunidas bajo el lema “Fortaleciendo nuestro camino”.

Informaron que tuvieron tres días de trabajo intenso donde estuvieron representadas 16 comunidades de Oaxaca y juntas sumaron 513 años de experiencia en partería tradicional.

Bajo ese contexto hicieron un llamado a las instituciones municipales, estatales y nacionales para que reconozcan la validez de sus sistemas comunitarios de salud y se frene el tema de los certificados de nacimiento, el cual es el mayor obstáculo para la atención del parto tradicional.

Pidieron en dicho pronunciamiento que se aplique el artículo 7 de la Ley General de Cultura y Derechos Culturales y se retome en las autoridades mexicanas las recomendaciones del Foro Permanente de la ONU sobre cuestiones indígenas  para que también las mujeres puedan decidir sobre la forma en cómo quieren traer a sus hijos al mundo.

Al foro tradicional asistieron diferentes organizaciones civiles como Kinal Antzetik,  el Colectivo de Mujeres Techiyaliztli, además del Consejo Nacional de Inmujeres y la Red de Parteras de Chiapas Nich Ixim. 

Entre las instituciones precursoras del foro estuvo la Comisión Nacional de Derechos Humanos (CNDH) y el Instituto Nacional de Pueblos Indígenas y la socióloga por la UNAM y con un doctorado en historia Ana María Carrillo.