Lo que estamos viviendo en México es una guerra: Patricia Mayorga

La periodista Patricia Mayorga Ordoñez (Proceso) tomó está tarde el micrófono en la Cumbre de Libertad de Prensa: México en la sección Discursos Relámpagos, organizada por el Comitee to Protect Journalists (CPJ)

Nosotros hemos estado poniendo el cuerpo, hemos estado poniendo a nuestros amigos, a nuestros colegas“, arranca Mayorga Ordoñez, sirviendo el contexto que como periodista chihuahuense definió el crecimiento de su carrera y ahora alimenta el marco que se ha formado para el ejercicio del periodismo en México.

Lo que estamos viviendo en México es una guerra. Yo creo que a nadie le queda duda; y no es una guerra contra el narcotráfico, los carteles se han multiplicado, se han fortalecido y los principales favorecidos pues obviamente son empresas, mineras, energéticas, turísticas, de todo. Como bien decían ahorita, las autoridades no se van a autoinvestigar. Entonces estamos en una guerra“, la participación de Patricia Mayorga hizo énfasis en el desplazamiento forzado, específicamente de periodistas, que hacen del ejercicio informativo una cobertura de alto riesgo, como estando en un conflicto armado.

En ese sentido, Mayorga recuerda el uso cotidiano que el gremio periodístico le dio al término “corresponsal de guerra”, el cual, piensa, se equivoca, dado que un corresponsal de aquél ámbito es entrenado física y psicológicamente para sobrevivir el contexto. Una característica indistinta de los periodistas mexicanos en algunas áreas del país ha sido que de un día para otro, sin quererlo, cayeron en documenta guerras muy violentas.

Por esta razón, explica la periodista de Proceso, era inevitable para el gremio prepararse para cubrir y manejar notas de duros tintes. Mayorga iría, explica, a Perú, para cumplir con ese cometido.

Me arropó el periodista Gustavo Gorriti, que es director de IDL-Reporteros. Él fue víctima del fujimonismo en el tiempo que estaba gobernando Alberto Fujimori. Él también sufrió desplazamiento forzado, él también fue exiliado y fue secuestrado […] Lo que fui entendiendo o lo que me ayudó a recuperarme, a fortalecerme, son estas cargadas como de generosidad, experiencia, periodismo, para entender que hay que entrenarnos para una guerra“, relató Patricia Mayorga Ordoñez.

Enseguida, expuso ante la audiencia de Cumbre de Libertad de Prensa la importancia de cuidar de la vida en la práctica periodística, que aunque la exigencia de cuidados y protocolos de prevención al gobierno no se debe detener, es vital mantener medidas personales para protegerse de los riesgos en el campo.

Cómo entendemos que nuestra seguridad empieza con nosotros mismos, ¿no?, al ir a exigirle al mecanismo, hay que exigirle con periodismo. Pero, sobre todo, cómo hacemos consciencia de nuestro propio cuerpo“.

Nos falta entrenarnos no sólo en hacer periodismo mejor, sino en creérnosla que estamos haciendo algo bueno. En saber autofinanciarnos, que no se concentre todo aquí (en Ciudad de México), en saber decidir, en apropiarnos de nuestro periodismo, en ser parte de nuestra gente: avanzar juntos“, profundiza Mayorga Ordoñez para aconsejar al grupo de practicantes del periodismo que le escucha en el Museo de Antropología de la capital.