Tras llegar a un acuerdo con la Confederación Autónoma de Trabajadores y Empleados de México (Catem) y dirigentes de comerciantes de la Central de Abasto, el gobernador Alejandro Murat Hinojosa y el edil capitalino, Oswaldo García Jarquín, anunciaron la recuperación del sitio conocido como el “Playón” ubicado en ese centro comercial popular, que era destino y sitio de hechos delictivos por parte de la delincuencia común y organizada.

Con el acuerdo, a partir de este martes, se instalará en ese sitio una Base de Operaciones Mixtas con elementos de la Secretaría de la Defensa Nacional (Sedena): Marina, Fuerzas Federales, Estatales y Municipal. El sitio ahora se denominará “Productores e Introductores del Estado de Oaxaca”.

Arropados por los dirigentes comerciantes de la Central de Abasto, Murat Hinojosa y García Jarquín afirmaron que la zona del “Playón” es un margen del Río Atoyac que esta concesionado a Conagua y, por mucho tiempo, estuvo abandonada para convertirse en un área de nadie y todos en donde llevaban acabo actividades irregulares e ilícitas.

Así, en un acto de autoridad para recuperar los espacios públicos, se instalará la base de Operaciones Mixta, con un Ministerio Público Móvil para accionar ante actividades ilícitas en esa zona.

Esa acción pasa por la rehabilitación de sitios públicos. Para ello, la CATEM admitió replegarse del lugar.

Murat Hinojosa recalcó que la decisión de recuperar el “Playón” es el primer acto de autoridad que vendrá en cadena con otros más, imperando en el Estado de Derecho, previo diálogo con las partes que confluyan.

No obstante, advirtió que “la autoridad estará marcando todo el orden en todas las áreas en que cometan actividades ilícitas”.

García Jarquín admitió que rescatar el “Playón” no le “alcanzaba” a la autoridad municipal, por ello fue importante la intervención del Gobierno Estatal. Destacó que por medio del Ejercito y la Marina se realizarán tareas conjuntas. La decisión de recuperar el “Playón”, dijo, se deriva de un diagnóstico que realizó el titular de la Secretaría de Seguridad Pública, José Raymundo Tuñón Jauregui y el titular del Secretariado Ejecutivo del Sistema de Seguridad, Manuel Vera Salinas.

El munícipe informó que la instalación de la base de Operaciones Mixtas es el inicio de un proyecto integral que contempla políticas sociales. “La idea es que el espacio se recupere y reforeste; pero lo más importante es que se mande el mensaje de que vamos a recuperar los espacios públicos que la autoridad perdió durante muchos años”.

García Jarquín admitió que la Central de Abasto durante muchos años fue el principal foco rojo de inseguridad de la capital y agencias conurbadas.

Para revertir ese escenario, no sólo contarán con la base de Operaciones Mixtas, también intervendrán los comerciantes para frenar el fenómeno de la delincuencia; se actuará en consecuencia.

La recuperación del Parque del Amor, indicó, también forma parte de otro proyecto que se ejecutará en coordinación con el Gobierno del Estado.

Por lo pronto, Murat Hinojosa apeló a la ciudadanía comprensión porque cambiará la dinámica en la Central de Abasto, y esto generará algunas complicaciones viales.

Adelantó que se coordinarán con el gobierno capitalino para analizar la regularización de comerciantes ambulantes que han proliferado en el Zócalo capitalino. Llamó entonces a los ambulantes a la cordura a respetar la ciudad y derechos de terceros.

De su lado, García Jarquín, explicó que analizan la nueva localización de vendedores ambulantes. Rechazó que el Zócalo se encuentre abandonado debido a que diario realizan acciones de limpia.

Finalmente reiteró su llamado a los dirigentes y ciudadanos a la responsabilidad y conciencia, “porque mantener limpia una ciudad es parte de una cultura”.