Carina GARCÍA

El reclamo es el mismo desde hace 730 días. Al pie de las escaleras del Cerro del Fortín juchitecas y juchitecos le reclaman al gobernador Alejandro Murat Hinojosa: “No puede haber fiesta en Oaxaca y en el Istmo una desgracia”.

A unas horas de que arranque la edición matutina del Lunes del Cerro, los afectados protestan para exigir una mesa de diálogo.

Son más de cinco mil 500 pobladores de Juchitán de Zaragoza que fueron foliados en el segundo censo de viviendas damnificadas, a la fecha ninguno ha recibido pago alguno.

Laura Castillo Castillejos, dirigente del Frente por la Dignidad y Respeto de la Vivienda, aseguró que solo han escuchado promesas por parte de las autoridades estatales y federales.

“No hemos recibido dinero para levantar nuestras casas”, reclamó mientras proyectan vídeos en donde documentaron las afectaciones del sismo de hace dos años.

En las visitas del presidente de la República Andrés Manuel López Obrador sólo ha dado paliativos “él esta en su papel de gobernante federal pero al final de cuentas todo lo que dice se le escurre porque no hay acciones inmediatas a nivel estatal”, reprochó Jorge López otro de los representantes de los damnificados.

Señaló que en la cabecera municipal son al menos mil 219 quienes no han recibido el apoyo que va desde los 15 hasta los 30 mil pesos.

En este sentido responsabilizó a la Sedatu, a la Sevi así como a la SEGEGO de la situación y exigió la salida de Manuel Robledo, representante de esta última dependencia que se ha deslindado de la problemática.

Mientras tanto no descartó acciones de protesta en la región y la llegada de otros contingentes a la capital, esto mientras el gobernador Alejandro Murat junto con el edil de Oaxaca de Juárez, Oswaldo García Jarquín y sus comitivas ya disfrutan del primer Lunes del Cerro.