Texto: Jaime Guerrero.
Foto: Milenio.

El coordinador de los diputados del PAN, Juan Carlos Romero Hicks afirmó que los dictámenes de las leyes secundarias en materia educativa tienen muchas deficiencias y violan la Constitución.

Si esto se aprueba en el Senado de la República y se promulga, el primer violador de la Constitución será el presidente de la República acompañado de Morena y así lo advertimos, (porque) tiene un ingrediente corporativista, clientelar y entrega la rectoría del Estado a un grupo pequeño de personas”, indicó.

El diputado Ernesto Robledo Leal (PAN) lamentó que las leyes secundarias de la reforma educativa que propone el grupo mayoritario y sus aliados y aliadas descartan la evaluación y avalan el pase automático, algo que no sucede en ningún sistema educativo de los países desarrollados.

Al fijar la postura de su bancada en tribuna, expuso que en los países desarrollados el nivel educativo es un indicador relevante y no “existe el pase automático o la nula evaluación”.

En ninguna de las naciones desarrolladas del mundo se entrega la rectoría del Estado en la educación a un grupo sindical que ni siquiera tiene representación nacional”, dijo en alusión a la supuesta injerencia que tuvo la Coordinadora Nacional de Trabajadores de la Educación (CNTE) en la elaboración de dichas leyes secundarias.

El legislador panista afirmó que, con las modificaciones a los dictámenes en materia educativa, “el régimen de Morena está asegurando una base clientelar” y deja de un lado a la niñez.

De su lado, Romero Hicks señaló que los dictámenes son centralistas, les quitan potestades a los estados en materia de educación media superior y no tiene ningún impacto presupuestal.

Comentó que la Ley General de Educación no redistribuye funciones de manera federalista.

La SEP (Secretaría de Educación Pública) por ignorancia, falta de oficio y con mucho maleficio propuso un cambio de programática, ideológica, que no pasa los cánones elementales de cualquier legislación decorosa en el mundo”, añadió.

Sostuvo que la Ley cancela el Instituto Nacional de Infraestructura Física Educativa, la Ley del Sistema para la Carrera de Maestras y Maestros, es ambigua, otorga discrecionalidades excesivas a la Secretaría de Educación Pública y omite regular el Sistema Nacional de Formación Continua, Actualización, Capacitación y Superación Profesional para maestros y maestras de Educación Básica.

Comentó que en la Ley del Organismo para la Mejora Continua de la Educación, se quitó la independencia real de autonomía técnica y de capacidad de gestión a la orden de un evaluador.

La SEP no entiende y tiene un titular que tampoco entiende, que no entiende que le quiere quitar al órgano de mejora continua, potestades para poder hacer mejor las cosas”, dijo.

El líder parlamentario aseguró que eliminaron la evaluación diagnóstica a los docentes, “no hay lugar del mundo que pueda sucumbir a la tentación de quitar la evaluación. Nos quitaron el interés superior de la niñez, la rectoría del Estado, los mecanismos de evaluación, el federalismo y un órgano evaluador que haga la tarea de manera seria”.

La diputada Marcela Torres Peimbert, secretaria de la Comisión de Educación, aseveró que un grupo de la Coordinadora Nacional de Trabajadores de la Educación (CNTE), la presidenta de la Comisión de Educación, Adela Piña Bernal y miembros de Morena de la Mesa Directiva “están en un enorme conflicto de interés, son líderes y están legislando por sus intereses sindicales”.

El diputado Ernesto Alfonso Robledo Leal, secretario de la Comisión de Educación, apuntó que con las leyes secundarias en materia educativa, se está fomentando que ningún maestro o maestra tenga la oportunidad de mejorar su calidad de enseñanza y, por lo tanto, que nuestras hijas e hijos puedan desarrollarse bien.