Texto: Jaime Guerrero.

El secretario de Seguridad Pública, Raúl Ernesto Salcedo Rosales, aseguró que la dependencia a su cargo se encuentra en un proceso de reingeniería que busca el mejoramiento de la estrategia de seguridad a fin de abatir los índices delictivos que padece la entidad.

El proceso inició al rededor de hace 4 meses con la llegada de un nuevo equipo, desde entonces seguimos haciendo ajustes en direcciones, subsecretarías y áreas estratégicas. La estrategia como tal en el plan de desarrollo es de revisión permanente, continua, estamos haciendo ajustes en sitios con mayor incidencia delictiva“, declaró.

Uno de estos puntos -dijo- es en la Cuenca, específicamente en Tuxtepec en donde desde el 1 de noviembre se lanzaron acciones específicas a partir de la denominada Fuerza de Reacción Cuenca integrada por elementos de fuerzas especiales de la Policía Estatal, la Guardia Nacional, Secretaría de la Defensa, Fuerzas Federales, Fuerzas Armadas y de la Policía Estatal.

Por lo pronto afirmó que la zona metropolitana es uno de los puntos en donde más se ha reducido los índices delictivos, sin embargo, enfrentan hechos incidentes que hicieran parecer que no hay avances.

En su defensa, Salcedo Rosales aseguró que si se revisan los indicadores nacionales se observa una reducción en todos los índices delictivos.

Según dijo, en incidencia delictiva general ocupa el lugar 22, mientras que en la de delitos de alto impacto por cada cien mil habitantes se ubica entre las diez más seguras del país.

En contraparte, el reporte comparativo de la Fiscalía General de Oaxaca, publicados en su página de internet, señala que de enero de 2019 a septiembre del mismo año, comparado con el mismo lapso de año anterior, los delitos del fueron común por los cuales se iniciaron carpetas de investigación crecieron en un 7.3%.

Frente a ello, el titular de la SSP defendió la estrategia y según sus estadísticas los robos que no han registrado incremento son trata de personas, robo de vehículo, secuestro y homicidio doloso. Los delitos en donde se registró un incremento en las carpetas de investigación fueron homicidio doloso de mujeres, homicidio culposo, feminicidio, suicidio, extorsión, robo a casa habitación, robo a transeúnte, robo a negocio, delitos sexuales, violencia familiar, narcomenudeo y otros delitos.