brightness_2
Clima en Oaxaca
22‎°C
Detienen a la presidenta municipal de Nochixtlán por la desaparición forzada de Claudia Uruchurtu
Por Pagina3.mx
07 de mayo, 2021
Comparte
  • La protegida del senador Salomón Jara es acusada como autora intelectual de la desaparición de la activista britanico-mexicana.

Oaxaca, Oax. Pedro MATÍAS / Jaime GUERRERO.- La presidenta municipal de Asunción Nochixtlán, Lizbeth Victoria Huerta, su comandante de seguridad y dos trabajadores mas, fueron detenidos esta madrugada por la desaparición forzada de Claudia Uruchurtu Cruz, ocurrida el pasado 26 de marzo, confirmaron fuentes oficiales de la Fiscalía General de Oaxaca.

Los detenidos son presuntos responsables de la desaparición forzada de la activista de nacionalidad británica-mexicana, quien fue desaparecida luego de participar en la protesta para pedir la libertad y atención médica de Alfonso Avendaño tras su violenta y arbitraria detención ordenada por la presidenta municipal de Nochixtlán, acusada de presuntos actos de corrupción.

La presidenta emanada de las filas de Morena y actualmente a candidata por ese mismo partido fue señalada por la familia de Claudia de ser el primer caso de desaparición forzada cometida por el Estado o en la Cuarta Transformación.

Tanto el Parlamento del Reino Unido como el Comité contra la Desaparición forzada de la ONU y Amnistía Internacional exigieron al gobierno de Alejandro Murat Hinojosa esclarecer el caso, mientras que el senador de Morena, Salomón Jara, Salió en defensa de la presidenta municipal argumentado una campaña de desprestigio.

Según  la carpeta de investigación 10367/FMIX/NOCHIXTLÁN/2021, desde el pasado 26 de marzo se desconoce el paradero de Claudia, quien fue levantada en la plaza central de Nochixtlán luego de participar en una protesta contra la autoridad emanada de las filas de Morena.

La familia recalcó que Claudia fue documentando y reuniendo pruebas contra la autoridad y presentó denuncias ante la Fiscalía Anticorrupción de Oaxaca donde se le investiga por un desvío de un desvío de 18 millones de pesos y el órgano superior de fiscalización detectó irregularidades por mas de 8 millones de pesos.

A su vez, la presidenta se deslindó de todo señalamiento con el argumento de que se trata de un “linchamiento mediático”. 

Comparte