brightness_2
Clima en Oaxaca
22‎°C
“Bancos de miso”: una acción sorora, autónoma y amorosa por el derecho a decidir
Por Alianza de Medios
24 de septiembre, 2021
Comparte

Escrito por: Jacqueline López | Zona Docs

La Organización Mundial de la Salud (OMS) incluye al misoprostol como un método seguro para abortar antes de las 12 semanas de embarazo. Sin embargo, no todas las mujeres y personas con capacidad de gestar logran tener acceso a este medicamento.

Por ello, colectivas feministas como Mis Amigas Me Acompañan en Guadalajara y Cultura Crítica en Tlaxcala que acompañan abortos desde casa, han creado los llamados “Bancos de miso”, iniciativas sororas y solidarias que de manera autogestiva les permiten reunir y ofrecer de manera gratuita este medicamento a quien no puede adquirirlo.

Por Jacqueline López / @jacqueline_lope

Ilustración Xplora.prod

El misoprostol es un medicamento indicado para prevenir ulceras gástricas, sin embargo, miles de mujeres y personas con capacidad de gestar de todo el mundo lo utilizan solo o acompañado de mifepristona para la interrupción del embarazo.

La Organización Mundial de la Salud (OMS), refiere en su manual de práctica clínica para realizar un aborto, que este medicamento es completamente seguro, pues no requiere ningún instrumento clínico.

Sin embargo, no todas las mujeres y personas con capacidad de gestar logran tener acceso a éste; de acuerdo con la nota: ‘’Acceso al aborto en Jalisco A 49.3 kilómetros del Misoprostol’’ el precio de una caja de este medicamento en algunas de las farmacias del Área Metropolitana de Guadalajara en Jalisco va de los 300 a los 2 mil pesos, de tal forma que estos costos contrastan con las desigualdades económicas y la precariedad que enfrentan algunos sectores del país.

Aunado a estos factores, la criminalización y el estigma que rodea a quienes han decidido sobre su cuerpo y proyecto de vida al interrumpir un embarazo, les vulnera e impide acceder a este medicamento.

Por ello, colectivas feministas han tejido redes de mujeres desde la sororidad, el amor y el apoyo, consiguiendo misoprostol a través de actividades autogestivas y/o donaciones de medicamento y/o dinero. A estas iniciativas por el derecho a elegir les han llamado ‘’Bancos de Miso’’, y buscan que todas las mujeres y personas con capacidad de gestar tengan la libertad de decidir sobre su cuerpo y su futuro.

‘’Nosotras estamos cumpliendo con algo que no está haciendo el gobierno que es el acceso a los derechos sexuales y reproductivos y a una interrupción segura’’ informó una integrante de la colectiva Mis amigas me acompañan en Guadalajara, las cuales tienen su propio banco de misoprostol.

Al respecto, precisó que su objetivo es ayudar a quien lo necesite y que los diversos contextos que se viven no sean un impedimento para poder acceder a un aborto de manera segura.

A la par, brindan acompañamiento de abortos en casa, a través de su página de Facebook: ‘’Mis amigas me acompañan’’ o en su línea de atención: 3326492436. Es a través de estos canales que mujeres y personas con capacidad de gestar provenientes de cualquier estado de la República pueden escribirles para pedir misoprostol, solicitar acompañamiento o algún otro tipo de ayuda, ya que también mantienen redes con otras colectivas feministas al interior del país.

’’Los bancos de misoprostol son una forma de resistencia ante la ineficacia del Estado, las opresiones jerárquicas y la medicina elitista’’ aseguró la integrante, y es que asegura que existen esfuerzos por controlar el misoprostol bajo receta médica.

Frente a estas realidades, para la también acompañanta es importante que las mujeres sepan que no deben tener miedo de poseer y/u ofrecer misoprostol para ayudar a otras mujeres, ya que no es un delito y no serán enjuiciadas por esto:

“Tener el banco de misoprostol es otra forma de autonomía, de ir combatiendo el estigma y de normalizar los procesos de aborto’’ comentó

Por su parte, Itzel, integrante de la colectiva feminista de Tlaxcala Cultura Critica informó que con el fin de ayudar a las mujeres y personas con capacidad de gestar de una forma integral y completa, desarrollaron un banco de misoprostol y mifepristona, el cual ha sido posible gracias a una enorme red de mujeres abogadas, mujeres del sector salud, psicólogas, entre otras.

‘’Afortunadamente poco a poco vamos teniendo más enlaces con otras organizaciones lo que nos permite que nos abran espacios y que nos identifiquen como un espacio que cuenta con un banco de misoprostol’’ comentó.

Esta iniciativa ha ayudado a que mujeres -en su mayoría de 20 a 25 años- originarias de Tlaxcala y provenientes de otros estados de la República e, incluso, de otros países accedan a una interrupción del embarazo, de su embarazo, de manera segura, solidaria e informada:

‘’Nos motiva a seguir con este banco el sentido social de la vida, la amistad, el convivir con mujeres y darnos cuenta que es necesario para poder ayudar, pues existe mucha desinformación y no queremos que ninguna ponga en riesgo su vida’’ aseguró la integrante.

Sin embargo, pese a contar con la motivación que les alienta a seguir contando con un banco de misoprostol, el miedo también está presente en medio de una sociedad que cada vez más les criminaliza, estigmatiza y persigue:

‘’El miedo es nuestra integridad, por lo que hemos tenido que crear protocolos para la entrega, por nuestra seguridad’’ comentó.

Si quieres entrar en comunicación con Cultura Crítica puedes llamar a su línea de atención: 2462569280 y/o escribir a su página de Facebook ‘’Cultura Critica’’. Cualquier mujer y persona con capacidad de gestar podrá comunicarse para pedir asesoría, acompañamiento, o medicamento.

Leer más:

https://www.zonadocs.mx/2021/09/23/bancos-de-miso-una-accion-sorora-autonoma-y-amorosa-por-el-derecho-a-decidir/

Comparte