Alito Morena intenta vacunarse de investigaciones penales en curso, al filtrar audios: Monreal; “pierde la honra y la confianza”

0
29

Jaime GUERRERO

Tras calificar como una traición a la confianza de la amistad, cuando un político graba a otro político, el Presidente de la Junta de Coordinación Política del Senado de la República, Ricardo Monreal Ávila, aseguró que no existe nada ilegal en los audios presentados por el dirigente del PRI, Alejandro Moreno Cárdenas.

Consideró que el líder del PRI intenta vacunarse de averiguaciones e investigaciones penales que están en curso.

El coordinador de los senadores de Morena en el Senador de la República, consideró que su par del Verde Ecologista, Manuel Velasco, solo intentaba ser un amigable componedor para no crispar el ambiente político intentando acercar a Morena Cárdenas con el Secretario de Gobernación, Adán Augusto López Hernández, quien es incapaz de enviar amenazas.

“Es una mala conducta que entre políticos se grabe porque es una falta de confianza, de honor, no solo es un acto ilegal. Es una traición a la confianza de la amistad, cuando un político graba a otro político”, cuestionó.

“Para mi fue indebido la filtración de ese video, de ese audio”, recalcó, en entrevista, tras acompañar en su cierre de campaña al candidato a la gubernatura de Oaxaca de Morena-PT-PVEM-PUP, Salomón Jara Cruz.

La difusión de un video grabado por un amigo que intentaba ser un buen interlocutor, deja mal parado a quien grabó y a la clase política. Ya nadie tendrá confianza de hablar por teléfono.

Para Monreal Ávila, no existen amenazas del Secretario de Gobernación hacia Moreno Cárdenas. “Lo que advierto es arreglen las cosas. Estoy preocupado por el clima que se está viviendo, pero no advierto ninguna amenaza del Secretario de Gobernación”, atajó.

Al ser Manuel Velasco, Senador de la República, no depende ni política ni jerárquicamente del Secretario de Gobernación y el responsable de la política interna del país es incapaz de enviar o proferir amenazas a un dirigente político nacional.

Sospechó entonces que el líder nacional del PRI, “lo que intenta es vacunarse de averiguaciones o investigaciones penales que están en curso”.

Monreal Ávila, consideró que es una mala actitud el grabar a un compañero máxime de la confianza que hay entre ellos. “Se pierde la honra, se pierde la confianza. Lo lamento mucho porque los dos eran muy buenos amigos: Manuel Velasco y Alejandro Moreno”.

Y al exponerle que se tendría que aplicar la ley a la gobernadora de Campeche, por ser un caso similar de filtración de audios, concedió que se debe aplicar la ley contra ella y todos los que resulten responsables tienen que investigarse para quienes cometieran delitos.

“No particularizo, estoy en contra del espionaje y la persecución e invención de delitos en contra de cualquier persona”, apuntó.

De los debates acalorados descalificaciones personales en la sesión de la Comisión Permanente del Congreso de la Unión en la sesión de éste martes en el Senado de la República, dijo que al final de un proceso electoral como el que se vive, siempre hay reacciones en todos los partidos porque la efervescencia está en su clímax.

Pidió entonces a sus pares en el senado de la república, serenarse y permitir que la gente decida el próximo domingo.

“Hay que hacer propuestas hay que razonar, utilizar la inteligencia y la razón no el insulto y a la diatriba”, apeló, Monreal Ávila.

Llamó entonces a los partidos políticos y sus actores a permitir que la gente decida el voto en las urnas.

A juicio del aspirante a la presidencia de la república, esa efervescencia no se trasladaría a las urnas el 5 de junio, “salvo Tamaulipas en el tengo preocupación”.

Indicó que no hay preocupación en Oaxaca, Hidalgo, Quintana Roo, solo esta un poco cerrado en Durango y Aguascalientes.

Sin embargo, confió en que la crispación política-electoral no pase del ambiente tenso y preelectoral. Consideró que solo en Tamaulipas, Durango y Aguascalientes, se debería poner atención especial con el acompañamiento del INE y el Gobierno Federal para que no ocurran incidentes el día de la elección.