Diputada de Morena denuncia existencia de red de trata de menores zotzil en Oaxaca

0
32
Jaime GUERRERO

La diputada del Partido Movimiento de Regeneración Nacional (Morena), Concepción Rueda Gómez, exhortó al gobernador Alejandro Murat Hinojosa, a la titular de la Secretaría de Seguridad Pública, Dalia Baños Noyola; al Fiscal General del Estado, Arturo Peimbert Calvo, y al Presidente Municipal de Oaxaca de Juárez, Francisco Martínez Neri, a investigar, desarticular y castigar las redes de trata de personas, en perjuicio de niñas, niños y adolescentes, principalmente de origen tzotzil, que operan bajo total impunidad en la zona centro de Oaxaca.

El punto de acuerdo que pretendía fuera aprobado de urgente y obvia resolución, no fue apoyado por sus pares de Morena; por el contrario, fue congelado de esa vía por la Presidenta de la Junta de Coordinación Política, Laura Estrada Mauro, denunció la promovente.

En tribuna, Rueda Gómez argumentó que es necesario visibilizar un grave problema que afecta los derechos humanos de miles de niñas, niños y jóvenes en el Estado, y que exhibe uno de los peores males de nuestra sociedad: La deshumanización, la impunidad, la indiferencia y hasta la complicidad gubernamental.

“Me refiero al delito de trata de personas: en específico a las redes delincuenciales que mantienen secuestrados y bajo explotación laboral a niñas, niños y jóvenes, en su mayoría originarios del estado de Chiapas pero también oaxaqueños, quienes en vez de estudiar o disfrutar plenamente de su infancia y adolescencia, son obligados a pedir dinero o vender dulces y quizá a más, a plena luz del día, en diferentes puntos de la ciudad de Oaxaca de Juárez, principalmente”, denunció.

Preguntó desde el atril, quién no se ha encontrado con esas niñas y niños, pidiendo dinero u ofreciendo dulces en diferentes puntos de la Ciudad de Oaxaca. Algunos de ellos no rebasan siquiera los ocho años de edad.

“Esto no es un problema nuevo. No es un secreto que desde hace algunos años, en nuestro estado existen estas redes que han operado en total impunidad, y que bajo engaños o amenazas, mantienen secuestrados a estos menores de edad y los obligan a trabajar, privándolos no sólo de su libertad, sino de su elemental derecho a ser niñas, niños y adolescentes plenos”, cuestionó.

Recordó que en el 2018 fueron rescatados en el municipio de Santa María Atzompa, 56 niños y 7 mujeres, todos de origen tzotzil, quienes eran víctimas de explotación laboral, y aparentemente, eso hicieron creer las autoridades, se logró desarticular a la banda de delincuentes responsable.

No obstante, algunas de esas niñas y niños se encuentran nuevamente trabajando en las calles de la ciudad, al igual que muchos más, quienes desde muy temprano son traslados a diferentes puntos de la zona Centro para pedir dinero o vender dulces, y sor recogidos a altas horas de la noche a la vista de las autoridades del estado y municipales, que simplemente han decidido no actuar.

Y es que de acuerdo al Secretariado Ejecutivo del Sistema Nacional de Seguridad Pública, no existe una sola carpeta de investigación iniciada por el delito de tráfico de menores en Oaxaca.

“No podemos ser omisos ni callar ante la violencia que hoy sufren estas niñas, niños y jóvenes, que deberían estar con su familia, estudiando y viviendo una infancia plena, en lugar de ser explotados”, asestó.

No obstante, el punto de acuerdo fue turnado a comisiones.