Las temperaturas han llegado a niveles récord. Foto:Instagram/ punkodelish

Redacción / Sin Embargo

Ciudad de México.- Debido a las bajas temperaturas que afectan la región fronteriza entre Estados Unidos y Canadá, las cataratas del Niágara se encuentran congeladas, y a pesar del intenso frío, las y los visitantes no dejan de llegar.

En algunas secciones de la atracción turística, las temperaturas han llegado a -67 grados centígrados y se espera que desciendan aún, pudiendo tratarse de uno de los inviernos más fríos que hayan afectado a la región en décadas, informó The Mirror.

La nieve que domina el paisaje no deja de ser una atracción para turistas quienes se asombran por el manto de hielo que cubre la cascada y que forma un espectáculo surrealista.

Las bajas temperaturas se deben a un frente frío proveniente del Ártico que también ha llegado a otras partes de los Estados Unidos desde el pasado viernes.

El intenso frío ha llegado a niveles récord este año, afectando a los animales salvajes, como un par de tiburones azotadores, también conocidos como “zorro marino”, que han muerto por congelamiento  en la costa del cabo Cod, Massachusetts.

Los animales domésticos también sufren el intenso frío, medios de comunicación han reportado que este viernes un perro perdió la vida al congelarse por completo en la terraza de una vivienda en Ohio.

Las autoridades estadounidenses han emitido ya una alerta en Dakota del Norte y el norte de Minnesota debido a que las temperaturas han descendido hasta -45 grados centígrados.

http://www.sinembargo.mx/30-12-2017/3368677


---