Un niño chileno, de tres años de edad, fue sorprendido en su Jardín de Niños mientras jugaba a “vender” cocaína a sus compañeros. La Policía de Investigaciones de Chile (PDI), informó que el pequeño imitaba a sus padres.

De acuerdo con los primeros reportes, los hechos se dieron cuando al pequeño se le cayó un papelillo al bajar del transporte escolar, por lo que la conductora del camión al darse cuenta del hecho, dio aviso a las autoridades.

La Policía de Investigación, llamó a los padres, quienes quedaron detenidos, mientras que el niño y su hermana fueron entregados al Servicio Nacional de Menores (Sename).

Además, se dio a conocer que a ambos padres, de 18 y 20 años, se les encontraron en el hogar otros 30 papelillos con la misma droga.