HUAJUAPAN DE LEÓN, Oax. (pagina3.mx).- En Oaxaca, el derecho a la salud es una utopía. Los patios y banquetas siguen convertidas en salas de expulsión o quirófanos para las mujeres embarazadas sin hospitales.

Algunas mujeres de plano terminan en la tumba y pasan a formar parte de las estadísticas por muerte materna ante el abandono de hospitales en construcción o por el incumplimiento de las autoridades en turno.

Pese a que se emitieron recomendaciones de la Comisión Nacional de Derechos Humanos (CNDH), hubo pronunciamientos de organismos internacionales y hasta se formuló una sentencia de la Suprema Corte de Justicia de la Nación (SCJN), ninguna autoridad federal ni estatal han acatado tales determinaciones.

Las historias de Irma López Aurelio, una indígena mazateca, y de Nancy Salazar López, una mixteca, lo revelan.

Fueron noticia mundial por haber parido afuera de una clínica rural y un hospital.

Mientras que los gobiernos de Enrique Peña Nieto y Gabino Cué Monteagudo pretendieron silenciar su negligencia con promesas y colocación de primeras piedras para edificación de hospitales, al día de hoy esos discursos se han convertido en una cadena de mentiras edificadas en actos de corrupción y solapadas por las autoridades en turno, llámese Andrés Manuel López Obrador y Alejandro Murat Hinojosa.

Sabino, hijo de Irma, acaba de cumplir cinco años y 9 meses. La fotografía de su nacimiento cimbró las estructuras de Salud en el país y mostró la cruda realidad en que vive la población de Oaxaca, particularmente, de los pueblos originarios.

Los hospitales fantasmas de Peña y Cué solapados pagina 3

Alrededor de las 07:30 horas, del 2 de octubre de 2013, Irma acudió al Centro de Salud Rural del municipio San Felipe Jalapa de Díaz, en la región mazateca, al presentar dolores de parto.

Al no recibir atención, Irma salió al patio del Centro de Salud Rural y ahí sin ninguna asistencia médica y sin medidas de salubridad parió a Sabino. La imagen muestra el rictus de dolor de la mujer mientras que el cuerpo del recién nacido ya está sobre el pasto aunque los mantenía unidos el cordón umbilical.

La fotografía impactó en el mundo y el gobierno de Peña Nieto y Cué Monteagudo anunciaron, para lavar su imagen, la creación de un Hospital en la región para atender a 150 mil habitantes mazatecos, chinantecos, cuicatecos y hasta mixtecos.

A casi seis años de la promesa, Sabino acaba de concluir su educación inicial al asistir a la ceremonia de clausura del jardín de niños, mientras que el Hospital prometido quedó inconcluso.

El presidente municipal de Jalapa de Díaz, Arturo García Velásquez, reconoció que el Hospital Básico Comunitario se quedó un avance del 50% y “desafortunadamente desde el 2011 no se le ha dado continuidad. Hasta esta fecha hemos hablado con el gobierno del estado para la terminación y equipamiento del hospital porque el tema de personal médico ya está asignado porque es un hospital de alta prioridad por los casos que se han presentado”.

Hizo hincapié que tan sólo “en 2017, solamente en Jalapa de Díaz se registró el 15 % de muertes maternas ocurridas en la entidad y el 10 % de los partos fortuitos. Aún así no ha sido tema prioritario para el gobierno del estado. En 2017 tuvimos seis partos fortuitos sólo en Jalapa de Díaz y cuatro muertes maternas”, puntualizó.

Los hospitales fantasmas de Peña y Cué pagina 3

Estamos invirtiendo recursos municipales pero nos faltan recursos del gobierno del estado y de la federación para concluir el hospital ahora falta la sensibilidad del presidente López Obrador y del gobernador Alejandro Murat para que cumplan con sus compromisos de campaña”, puntualizó.

Considera que este problema “es de sentido común, si el problema de aquí es de partos fortuitos y muertes maternas, entonces, ahí le tienes que meter pero no sé qué tiene el gobernador que andar inaugurando nuevos hospitales y querer hacer nuevos cuando los que están inconclusos no les da continuidad, yo ahí veo una falta de lógica”.

Y “aquí lo que tenemos es puro anuncio del gobernador pero todavía no está en la bolsa de obras que se van a ejecutar. No sé qué piensan sus analistas o asesores que tiene el gobernador porque si no le metes donde tienes el problema para que quieres hacer mas”.anuncios de hospitales comunitarios sin realizar pagina 3

Por lo pronto, adelantó que “de hecho la ciudadanía está en un punto álgido y ya estamos en la disposición de tomar oficinas y bloquear carreteras si es necesario porque desafortunadamente el gobierno solo entiende a base de presión”.

El proyecto del Hospital requería, en el 2016, una inversión estimada de 18 millones de pesos para tener un área de consulta externa con 5 consultorios, un quirófano y otra área de hospitalización con 12 camas, área de Gobierno, urgencias y tococirugía, auxiliares de diagnóstico (laboratorio clínico e imaginología), servicios generales y residencia médica.

Sin embargo, Secretaría de Salud federal (SSA) señaló en su reporte anual del Plan Maestro de Infraestructura Física (PMI), presentado en junio de 2017; que este proyecto no continuará. Sin embargo, no dio las razones.

La construcción de este hospital comenzó en el año 2007, en las gobiernos de Felipe Calderón y del gobernador Ulises Ruiz Ortiz y se suspendió en 2011, sin embargo, con el parto fortuito de Irma se reactivó en 2013 en las administraciones de Peña Nieto y Gabino Cué.

Hoy nuevamente los retoma Alejandro Murat pero no tiene fecha de arranque ni presupuesto.

Por el caso de Irma, en enero de 2014, la CNDH emitió al gobierno del estado la recomendación 1/2014, sin embargo, la atención hacia Irma y su familia no ha mejorado.


Ésta es la primera parte de un reportaje especial de Perdo Matías, acceda al siguiente link para seguir leyendo: LOS HOSPITALES FANTASMAS DE PEÑA Y CUÉ QUE SOLAPAN AMLO Y MURAT (PT2).