brightness_2
Clima en Oaxaca
22‎°C
Año nuevo, secretario nuevo, mismas mañas
Por Adrián Lobo
28 de enero, 2021
Comparte

A mi madre, con mis más amplias y cumplidas felicitaciones por sus 30 años de servicio. Años, de sacrificio, dedicación, entrega y esfuerzo, sin los que yo no podría estar aquí. Gracias por todo, por tu ejemplo de lucha y tenacidad.

Pues sí, año nuevo, vida nueva, todo nuevo. Incluso secretario de salud en el Estado. Disculpe usted las minúsculas donde otros usan mayúsculas, es intencional, una muestra de repudio y protesta contra personajes que no están a la altura del cargo ni del encargo.

Pues sí, parece ser que, como tantos otros personajillos, el ex secre de salud se fue a buscar nuevos derroteros en la búsqueda incansable del mejor interés del pueblo y bla, bla, bla… usted sabe, toda esa palabrería política hueca, como sus cabezas, seguramente todo lo contrario de sus cuentas bancarias que seguramente rebosan pletóricas de los recursos robados al pueblo, tantos que hasta ni han de caber en los bancos nacionales y ya ve usted que luego buscan repositorios más amplios en los llamados paraísos fiscales o poner alguito de eso a nombre de amigos de confianza o familiares.

El sexenio de muratito parece patio de vecindad, ¿no es cierto? Cualquiera entra y sale en el momento que desee aunque tienen derecho de paso, sobre todo, los mexiquenses, porque pues es el terruño del góber, ¿no? Aunque quieran borrar de la wikipedia su lugar de nacimiento. El caso es que se ha quedado al frente de los S.S.O. Gaspar Henaine, “Capulina”. ¿O cómo se llama? ¿Heinz, como la catsup?

¡Ah, no! Usted perdone, el apellido del ilustre funcionariete es Heine. Disculpe usted mi confusión, es que ahora ya ve que la moda de los partidos políticos es la solución fácil de dar candidaturas a personajes “famosos”, ante la falta de candidatos con credibilidad, o por lo menos con carisma, con arrastre popular que atraigan a las masas, todo en busca de los preciados voto$$$.

Ahí tiene usted a Quico (¡Oye, quico, no te critico…! decía Pánfilo, el de “las ardillitas”). ¡Y tanto que le decía su mamá que no se juntara con la chusma! ¡Ay, Quico, no aprendiste nada! Tenemos también por ahí a la ex reina de belleza, Lupita Jones, imagínese. ¡Eso es pura pose!

En las mismas anda el gran actor Alfredo Adame, brillante especialista en leer telepromters y atender apuntadores electrónicos, ganador de incontables premios de esos que Telerisa reparte a manos llenas entre su elenco. Y también “El Inmortal”, Jorgito Campos, el gran analista deportivo, el filósofo del fútbol. Sus siempre oportunos y atinadísimos comentarios de verdad que me causan admiración, sólo un poco menos que sus siempre llamativos uniformes y sus inseparables sandalias. Ya estoy imaginando lo colorida que será la utilería propagandística  en su campaña, me pregunto si llevará a… donde vaya a llegar, al Dr. García y a Martinoli. “¡Ah, no, bueno!”. Seguramente el involucramiento de “Zaguito” sería algo “impresionanti”.

Es éste señor Henaine… ¡perdón!, Heine, un funcionario de larga y lustrosa cola que le pisen y no ha llegado precisamente a iniciar una nueva y mejor era en los S.S.O., además como ha estado metido largamente en pugnas en la secretaría y supongo que en el gobierno del Estado en general, creo que no puede dejar de ser un objetivo para el “fuego amigo”.

Esa es la explicación que le doy a los rumores que han corrido profusamente en redes sociales, que dicen que ejecutará una reducción del 40% en el sueldo de algunos médicos especialistas y que reducirá también el sueldo del personal eventual. Antes de su llegada se había dispuesto ya un límite a los ingresos de cierto personal que en adelante no podría percibir sueldos por encima de $ 15,000.00, el cual, por cierto, han echado para atrás, o al menos ha quedado suspendido de momento.

Simplemente son medidas irreales, por eso prefiero pensar que son ataques, que se trata de una campaña en su contra a cargo de sus seguramente innumerables rivales, a pesar que ya sabemos la clase de personaje del que se trata, simplemente es algo impensable, la explicación alterna es que se ha vuelto completamente loco y que es incapaz de siquiera imaginar las consecuencias de acciones de tal magnitud.

Ya ve usted que el FNTSRM se movilizó protestando y se atribuyen ciertos logros en esos temas. Por otra parte el SNTSA no dijo ni pío. ¿Sabe usted por qué? Pues porque al SNTSA los eventuales le importamos lo mismo que un cacahuate, uno muy pequeño. Además no olvido que en redes sociales abundan la acusaciones de complicidad del Comité Ejecutivo Estatal de dicha organización con funcionarios corruptos.

Sepa usted que el Frente Nacional de Trabajadores de Salud de la República Mexicana se precia de ser un sindicato “diferente” y sí, me consta que admite trabajadores eventuales en sus filas, aunque por supuesto que no les perdona las correspondientes cuotas sindicales. En lo personal mi sueldo no da para tanto, para pagar por esa protección, ¡si no me alcanza ni para mis chuchulucos! Menos todavía tengo para pagar cuotas sindicales. Así es que gracias, pero no, gracias.

El SITYPS (Sindicato Independiente de Trabajadores y Profesionales de la Salud), sindicato local del que fuera dirigente el recientemente fallecido Dr. Saúl Ulises Maldonado Cortés (Q.E.P.D.), también se movilizó y organizó sus propias protestas. Yo era un niño cuando conocí al Dr. Saúl Ulises, muchos trabajadores del H.G.D.A.V. lo conocieron, ya que él mismo trabajó ahí. Mis más sinceras condolencias a sus familiares y amigos, les deseo una pronta resignación por tan lamentable pérdida.

Podría convertirse rápidamente éste sr. Henaine, Heinz, Hiena o Heine, o como se llame, de confirmarse esas hasta ahora especulaciones (porque a nadie le han aplicado las polémicas medidas, hasta donde tengo conocimiento), en el Juanito Díaz Pimentel 2.0. Se rumora que algunos médicos ya han renunciado al pretender hacerles efectiva esa reducción de sueldo. Para que se tenga una mejor idea repetiré el comentario que escuché de un médico especialista: Un estudiante, residente de tercer año, estaría ganando más que algunos adscritos, especialistas graduados, con éste ajuste a la baja.

Yo creo que de fondo lo que buscan es “sanear” un poco las finanzas, arreglar el chiquero en que tienen convertido los Servicios de Salud desde hace años, pero sin dejar de saquear todo lo que puedan, tanto como puedan, mientras puedan. Quizá también intentan en el gobierno del estado precipitar la toma de control de los Servicios de Salud de Oaxaca por parte del INSABI, porque ya no quieren más problemas. Y si no lo logran con las rebajas, quizá sí con las renuncias. Pero es un gran riesgo.

Mi sospecha se ve reforzada con el documento firmado por el flamante secre, Circular 001/2021 de la dirección general de los S.S.O, donde dice que”…se dará inicio a la brevedad las gestiones para iniciar las mesas de trabajo necesarias con dicho instituto.” Para mí, que creo leer entre líneas, dice que ya no quieren más broncas y buscan echarle la bolita al Gobierno Federal. Habrá que esperar, a ver qué sucede.

Si usted, que me hace favor de leer estas humildes líneas, recuerda que en una colaboración anterior hablaba yo sobre “El milagro de la pandemia”, para los eventuales, que por primera vez, con la vacunación anti COVID no fuimos discriminados ni dejados al último, le comento que era demasiada belleza para ser cierto, fue solamente una excepción. Resulta que se está concluyendo en el H.G.D.A.V. la entrega de uniformes al personal. Pero claro, como siempre, los trabajadores eventuales no tenemos derecho a la dotación anual de uniformes que se entrega a los trabajadores sindicalizados.

Todo ésto de los uniformes no es sino otro lodazal. Personas cercanas, ya sea a los sindicatos o a los funcionarios de salud, se han beneficiado con el negocio de maquiladoras de prendas de vestir montadas ex profeso. Lo malo es que como no son realmente empresarios textiles con experiencia sino simples oportunistas pues no lo hacen nada bien. La calidad de esas maquilas ha sido en el pasado objeto de fuertes cuestionamientos ya que ni la materia prima, ni las medidas ni los acabados tienen buena calidad, vamos, no alcanzan ni siquiera el calificativo de “aceptable”, sino que derechamente son chapuzas, son piezas mal hechas, casi sin pies ni cabeza, como si las hubiera confeccionado Cantinflas, que vendían a precio de oro.

El hecho ha motivado que frecuentemente los trabajadores prefieran la prestación en efectivo y que cada quien se equipe de la forma que le parezca mejor. Cuando se entrega en especie el paquete suele contener: Pantalones, camisolas o filipinas, zapatos ad hoc y suéteres, chamarras o chalecos. Dos piezas de cada género.

Hace uno o dos años al personal de enfermería afortunado le proporcionaron unos sacos color azul marino, muy bonitos y elegantes pero que yo creo que no son nada prácticos, para el uso en el trabajo quiero decir, quizá tampoco para el  uso diario, sino más bien para ocasiones especiales, aunque a muchos por supuesto les encanta. A lo mejor es que no sé nada sobre moda, pero como que se ve raro llevar un saco encima de la filipina, que es de manga corta y a veces, si no es completamente cerrada, se ajusta con botones o con una cremallera, y calzar zapatos de enfermería y usar el pantalón blanco. Además es lo primero que se quitan al llegar al servicio. En fin, no importa.

Cuando le han dado al personal el efectivo a cada uno le tocan entre 7 y 8 mil pesos. Nada mal, ¿eh? Les han llegado a dar, en ocasiones, la materia prima, las telas, para que cada quien se haga sus uniformes a su gusto y a su medida. ¡Pues total!

Éste 2020/2021 en algunos paquetes de uniformes se incluye finalmente algo que era quizá necesario desde hace casi un año, estoy hablando de equipo de protección más o menos adecuado para las condiciones actuales de trabajo. A algunos trabajadores les ha tocado éste año unas máscaras de protección tipo Darth Vader.

Desde que me enteré de eso he estado buscado sus especificaciones técnicas pero lo único que he encontrado es que según el fabricante se utilizan con ellas filtros para vapores orgánicos y gases ácidos y son útiles en ambientes de trabajo con atmósfera enrarecida. No se menciona nada sobre el COVID 19.

Y los filtros no están incluidos, por cierto. Al menos el fabricante los vende por separado. A los trabajadores creo que sí les están proporcionando un par, que desconozco para cuánto tiempo sirven. Y hablando de ventas he podido ver en internet que, la máscara propiamente dicha cuesta, dependiendo del proveedor, entre $ 700.00 y $ 1,000.00, mientras los cartuchos rondan los $ 400.00.

Los eventuales nos seguiremos teniendo que conformar con la dotación de algunos cubrebocas tricapa y unos respiradores KN95, pero no hay problema, porque existe un mercado negro en el hospital para cubrir las necesidades. Pero no se alarme, no estoy hablando de tráfico de órganos ni de niños. Sucede que muchos compañeros deciden, por angas o por mangas, no utilizar los uniformes que reciben o quedarse con sólo una parte y venden aquello que no conservan, algunos con descuento y otros más avaros a precio de lista.

Tampoco falta el compañero o compañera que por solidaridad te obsequia alguna que otra pieza del año pasado o quien te la vende por un módico precio y así consigue uno algo que precisa o que desea, típicamente zapatos, filipinas, suéteres o chamarras. Puede haber también, cómo no, espacio para el trueque, aunque usualmente si se requiere de un cambio de talla o de modelo se puede recurrir al proveedor de la secretaría, que tiene su establecimiento en el centro de la ciudad, para solicitarlo y no suele haber problema en conseguirlo.

Adrián Lobo.

[email protected] | hospital-incurable.blogspot.com | facebook.com/adrian.lobo.378199

Comparte