brightness_5
Clima en Oaxaca
22‎°C
Otra pifia de Oswaldo García Jarquín: detienen a anciano por vender sin permiso y tolera mil 700 ambulantes
Por Pedro Matías
23 de octubre, 2020
Comparte
  • Al edil de Morena lo tunden en redes sociales por el abuso de poder de los inspectores.

 OAXACA, Oax. (pagina3.mx).- El gobierno del presidente municipal de Oaxaca de Juárez, Oswaldo García Jarquín, emanado de las filas de Morena, nuevamente se vio envuelto en el escándalo al decomisar mercancía a un anciano que buscaba ganarse la vida y permitir que mas de mil 700 ambulantes arropados por nueve supuestas organizaciones sociales mantengan invadido el Centro Histórico.

 Un video que circuló en redes sociales donde inspectores municipales decomisaron cinco sillas de madera y un diablito a don Francisco Flores Guadalupe, un vendedor de 84 años de edad y con discapacidad auditiva, indignó a los cibernautas.

 La transmisión que realizó Carlos Salazar para Monitor Noticias en Facebook generó enojo y cuestionamientos al presidente municipal Oswaldo García Jarquín, quien tuvo que recular e informar, mediante un comunicado que “tras evaluar la situación y por tratarse de una persona de la tercera edad, se procedió a la devolución de la mercancía asegurada, sin el pago de multa respectiva”.

 Cabe mencionar que en lo que va del año, Oswaldo García Jarquín ha sido duramente cuestionado y hasta denunciado en los tribunales por presuntos abusos de autoridad.

 Entre los casos sobresalen la denuncia que interpuso Jaquelina Escamilla Villanueva ante el Tribunal Electoral del Poder Judicial de la Federación al ser despedida el pasado 27 de mayo como directora del Instituto Municipal de la Mujer por no pasar video-conferencia de Provida.

 Luego, el 21 de septiembre, Oswaldo García Jarquín mandó a la policía vial encabezados por el subdirector de tránsito municipal, René Ricárdez Limón, para impedir que la ciudadanía tape los baches con el argumento de que “no pueden hacer actividades en la vida pública, si no es mediante un permiso”.

 Y es que ante el abandono gubernamental, integrantes de la Asociación Mexicana de la Industria de la Construcción (AMIC) y ciudadanos procedieron a tapar los baches y infraccionaron a Héctor Javier Chávez Rosales, dueño de la camioneta que llevaba el asfalto por estacionarse en lugares prohibidos al imponerle una multa de 844 pesos, aunque pagó únicamente 50 pesos por los descuentos por pago oportuno.

 Otro hecho que cuestionaron a la autoridad es que a pesar de la contingencia sanitaria por el covid-19, se realizó una concentración masiva en la capital para evento “Bash Road Tour” que se realizó 23 y 24 de septiembre de 2020, frente a Santo Domingo de Guzmán.

 Sin embargo, el Ayuntamiento de Oaxaca de Juárez tuvo que salir hasta el 30 de septiembre a decir que notificó en tiempo y forma su negativa para autorizar la realización de la exhibición de autos deportivos.

 Y el 23 de septiembre, su decisión de poner en venta un predio municipal en el Cerro del Crestón considerada zona ecológica para fortalecer la Hacienda municipal, tuvo que dar marcha atrás tras la protesta ciudadana.

 Ahora, este 22 de octubre, al edil de Morena nuevamente lo tunden en redes sociales por el caso de don Francisco Flores Guadalupe.

 Los hechos ocurrieron en la Calle de Valdivieso, precisamente atrás de la Catedral de Oaxaca, donde los inspectores levantaron la mercancía de don Francisco Flores Guadalupe, mientras que a unos metros, el zócalo está invadido por puestos de supuestos desplazados triquis y de integrantes de nueve organización que dejan dos millones de pesos a sus dirigentes por el derecho de piso.

 En el video de 11 minutos con 53 segundos, Carlos Salazar narra el Viacrucis del vendedor de 84 años, originario de Soledad Atzompa, Veracruz, al tiempo que cuestiona a los inspectores del por qué no van a desalojar a los ambulantes que tienen sitiado el Centro Histórico.

 La respuesta de uno de los inspectores fue lapidaria: “Tendrá que checarlo en la oficina. Cada uno (de los ambulantes) tienen su organización, están los que tienen recibo de pago y lo político”.

 Pero como don Francisco no tiene organización, ni recibo de pago ni un asunto político, procedieron a despojarlo de sus cinco sillas y el diablito que los transporta.

 El caso conmueve tanto que una señora le regala 20 pesos aunque sea para “su pasaje” y mientras el señor con impotencia observa cómo se llevan su mercancía con la que se gana la vida.

Comparte