Jaime GUERRERO

Oaxaca, (pagina3.mx).- Personal jubilado de la Sección 22 del SNTE demandó el pago atrasado de primas de antigüedad por unos 524 millones de pesos, un aguinaldo de tres meses y que sus plazas sean heredadas a sus familiares.

El Frente de Jubilados para una vida digna, del Sindicato Nacional de Trabajadores del Estado (SNTE), informó que los recursos de la prima no fueron pagados desde los sexenios de Ulises Ruiz Ortiz y Gabino Cué Monteagudo.

Claudio Venegas Rodríguez, representante de ese bloque, lanzó esos reclamos a la dirigencia de la Sección 22 y aseguró que le han girado diversos oficios, pero no han sido escuchados.

“Exigimos proponer a un familiar en lugar de nosotros o en su caso que los jubilados tengamos una vida digna porque ganamos muy poquito y no nos alcanza”, reclamaron. 

Y anunciaron que realizarán movilizaciones “porque las cosas no se arrancan, así como así. Ya sabemos cómo se hacen las cosas. Vamos a seguir y apretar todos los jubilados”, amagó.

Este martes 15 de noviembre, jubiladas y jubilados de escuelas primarias, secundarias, educación indígena, preescolar, telesecundarias, educación inicial, especial y personal de apoyo a la educación protestaron en la puerta de acceso del complejo sindical, ubicado en el Centro Histórico de la Capital.

Ahí, Venegas Rodríguez refirió que en junio pasado surgió el Frente, integrado por 450 personas de todos los niveles educativos de la entidad oaxaqueña, quienes han pedido una mesa de negociación con la dirigencia de la Sección 22 del SNTE.

Ante la negativa de la dirigencia de la Sección 22 del SNTE, optaron por acudir a Palacio Nacional, la Cámara de Diputados federal y la Seretaría de Educación Pública (SEP).

Recordó que desde la entrada en vigor de la reforma educativa en el año 2015 perdieron ese derecho sindical, que habían logrado por años de lucha y movimiento sociales.

Así, personas jubiladas de los años 2015 al 2019 reclaman lo que llaman una pensión digna y recuperación de plazas y rescate de claves.

Profesores jubilados de la Sección 22 han bloqueado calles y cruceros de la capital, para exigir que las autoridades educativas les paguen su prima de antigüedad.

En tanto, el secretario de Jubilados y Pensionados de la Sección 22 del SNTE, José Luis Ordóñez Rodríguez, explicó que las autoridades educativas adeudan la prima de antigüedad por alrededor de 514 millones de pesos a 17 mil 748 personas jubiladas, desde hace unos 10 años, de los sexenios de Ruiz Ortiz y Cué Monteagudo.

Detalló que no están reclamando un capricho o algo fuera de la legalidad, porque el pago de la prima de antigüedad está contemplado en el artículo 162 de la Ley Federal del Trabajo.

Por otra parte, el secretario de Prensa y Propaganda de la Sección 22 del SNTE, Wilbert Santiago Valdivieso, dijo que la gremial presentó la demanda del pago de la prima de antigüedad en la mesa nacional de diálogo con la SEP, porque el gobierno estatal carece de recursos financieros para cubrirla.

Confirmó que el monto económico y el número de personas jubiladas se han incrementado considerablemente porque dejó de pagarse desde el gobierno de Ulises Ruiz Ortiz.

Mientras tanto, en un comunicado, el IEEPO informó que la demanda de prima de antigüedad “es del saber de los jubilados que su resolución es de competencia federal, de acuerdo con la normatividad aplicable”.